Una familia usaba desde 1980 un meteorito de 100 kilos como prensador de jamones

A veces el surrealismo puede llegar a extremos delirantes. Este es el caso, el de un meteorito metálico que llevaba siendo utilizado como prensador de jamones desde que en 1980, Faustino Asensio, quien lo encontrara en el campo con su padre de pastoreo, lo utilizara para tal fin.

El carácter metálico de la pieza hizo pensar a la familia que se trataba de un resto de metralla de la guerra civil. La alta densidad y reducido tamaño (45x31x20 centímetros) resultaba ideal para una de las habituales tareas familiares: prensar jamones tras la tradicional matanza.

El meteorito jamonero. EFE

El meteorito jamonero. EFE

Esta ha sido la función que ha desempeñado durante décadas hasta que Faustino vio recientemente un programa en televisión sobre restos de meteoritos encontrados en diversas zonas del planeta. La similitud de los objetos que vio en la tele con su “prensador de jamones” le hizo sospechar que, tal vez, el pedrusco, orgullo de la familia, podría ser un meteorito. Fue entonces cuando se puso en contacto con el Instituto Geológico Minero de España (IGME) que, junto a técnicos del CSIC, han acabado confirmando las sospechas de Faustino.

Según los científicos que han analizado el meteorito, la pieza es una octaedrita compuesta por hierro, níquel y carburo que puedo caer en lo que hoy es la provincia de Ciudad Real hace cientos de miles de años. El geólogo Juan Carlos Gutiérrez-Marco, del CSIC, ha sido uno de los científicos que ha estudiado milímetro a milímetro este meteorito metálico, el cuarto siderito documentado en España tras los hallados en las provincias de Valencia, Granada y Zaragoza. Gutiérrez, que ha estudiado las formaciones geológicas de Cabañeros, ya tuvo conocimiento de la existencia de este objeto a través de una vecina de la comarca que le habló de “una roca muy rara”.

Los investigadores Rafael Lozano y Jesús Reyes, del IGME, han sido los encargados de completar el estudio y de confirmar la existencia, también, de troilita y fosfuro de hierro, además de documentar su oxidación exterior por la fusión sufrida durante su entrada en la atmósfera.

[Referencia: EFE]

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Curiosidades, Humor, Meteoritos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s